Por muchos años Tom Brady ha dominado la NFL a su absoluto placer fungiendo como la mano de Bill Belichick, una mano poderosa que aplicaba todo su talento en el emparrillado para hacer cumplir con cada una de las estrategias de su Head Coach, un Head Coach que al puro estilo de “El emperador” y “Darth Vader” (referencia a Star Wars) Bill tomó a Brady en aquella sexta ronda donde fue el seleccionado 199 de aquel Draft del año 2000, si, aunque usted no lo crea, Brady no fue promovido por ser el mejor pero con el paso del tiempo y el trabajo arduo ha marcado toda una época en la historia de esté deporte con cinco anillos de campeonato ganados en ocho Súper Bowl’s jugados, 269 juegos jugados en temporada regular con marca de 199 ganados por apenas 58 perdidos y superando las 60,000 YDS totales en las que consiguió 192 pases de anotación. Además Brady tiene el récord del regreso más impresionante en un Súper Bowl al remontar 25 puntos enfrentando a Atlanta en la edición 51 del magno evento y por si eso fuera poco en esté Súper Bowl logró la mayor cantidad de Yardas totales, pues el “jovencito” consiguió 505 y 3 pases de anotación.

Brady ha demostrado por 18 años que no hace falta ser el más virtuoso o fuera de serie en una posición, sino saber tus capacidades y aprovecharlas con una estrategia impecable por parte de Belichick quién también demostró su capacidad estratégica al crear un sistema que aún sin Brady llegó a funcionar a la perfección durante los últimos 18 años.

Este legado que una vez más parece llegar a su fin ¿La causa? La misma desde que Brady tiene 35 años, su edad prevé incomodar a propios y extraños pues el QB se ha encargado de demostrar que su estado físico y su talento están a la altura de cualquier leyenda en sus mejores días, pues a sus 40 años se ve listo de comandar a su equipo a otra temporada en la que por lo menos serán competitivos.

A Brady el tiempo no lo retirará, a un hombre que llega a dos Súper Bowl’s seguidos y con la mentalidad puesta en por lo menos una temporada más, el tiempo no decide cuándo dejar los emparrillados… Brady lo decidirá.